Saltar al contenido

¡No pararemos de orar!

Iglesia: Hermanos Congregados en el nombre del Señor, pastor Inocencio Torres Patiño
Puebla, Puebla

Este tiempo de pandemia ha generado mucho miedo, frustración, suicidios, violencia, escases de trabajo y una mala economía. Es triste ver que las personas siguen endureciendo su corazón y que el gobierno no da confianza o esperanza; la información que proporcionan respecto al COVID-19 no reconforta.

Nosotros vamos comúnmente a los hospitales y albergues llevando comida y una palabra de paz y esperanza. Los templos están cerrados y no es posible salir a evangelizar por las restricciones impuestas para evitar los contagios. Tenemos que ser muy cuidadosos.

«Es difícil compartir la Palabra de Dios en estos días por tanto obstáculo. Pero Dios nos pide que le busquemos en oración y nos humillemos, como está escrito en 2 de Crónicas 7:14 «Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados y sanaré su tierra.» No pararemos de orar, continuaremos hoy, más que nunca, pues ¡Cristo viene pronto!»

Arturo Torres

Nos acercamos a las personas y les preguntamos si nos permiten orar por ellos. Si aceptan, nos separamos un poco de la gente y pedimos a Dios por todo lo que estamos viviendo y por las necesidades particulares de ellos.

Damos gracias a Dios porque Él es quien abre los corazones. Cuando escuchan el poderoso mensaje de Dios, todo cambia y levantan su voz para clamar creyendo la palabra escrita en Jeremías 33:3 «Clama a mi y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tu no conoces». Sabemos que la oración tiene poder, porque nos acerca a la fuente de poder que es Dios.

No pararemos de clamar a Dios por nuestro país, gobernantes y familia; que nuestro Padre celestial sea quien dirija el rumbo que debemos tomar.

«Como intercesores clamamos a Dios para que sea Él quien toque a las personas en su corazón, abra sus ojos espirituales, y destape sus oídos para que escuchen Su voz y se arrepientan de sus pecados.»

«Nosotros, sólo servimos como instrumentos de Dios para glorificar su nombre y testificar de Su poder e inagotable amor.»

Randall Benites

3 comentarios sobre “¡No pararemos de orar! Deja un comentario

  1. Sin Duda alguna la Oración es grandemente Importante y necesaria Y no solamente en estos momentos de gran incertidumbre que vive nuestro mundo entero por la Pandemia si no debe ser en cualquier Momento y circunstancia

  2. No hay una mejor muestra de apoyo a las personas, que orar por ellas y sus necesidades hacerlas nuestras, bendecimos la vida de nuestros hermanos en Puebla que Dios siga usando sus vidas y los guarde de todo peligro.

  3. La oración es el regalo que Dios nos dejó para que tengamos un contacto directo con Él. Orar no es repetir un rezo pensado por alguien más, orar a Dios es la plática entre el Padre Dios y Sus hijos (los seres humanos). Dios nos promete estar atento a nuestras peticiones, conoce desde antes nuestras necesidades y, como buen Padre, se preocupa porque Sus hijos sean felices y vivan en paz. Si usted no sabe orar, busque ayuda en Cruzada Mexicana, estamos a sus órdenes.

A %d blogueros les gusta esto: