Saltar al contenido

Dios me ha hecho Su hija. ¡Soy una nueva criatura!

Iglesia Agua Viva, pastor Omri Hernández
Huizachera, Yautepec, Morelos

Para la gloria de Dios, desde a raíz de que tuvimos el proyecto evangelístico de Semana Santa hemos logrado alcanzar varias almas para Cristo. Logramos establecer nuevos grupos de discipulado en la comunidad Huizachera, a pesar de lo peligroso que se ha convertido esta región del municipio de Yautepec. Hemos continuado predicando y después de un periodo de tres meses hemos terminado el segundo discipulado. Camino a la Victoria.

Nos ha llamado la atención la perseverancia de estos nuevos hermanos en Cristo. Mientras estaban siendo discipulados lograron experimentar grandes cambios en sus vidas, gracias al poder de Dios. El nuevo nacimiento que Cristo les ha dado, les ha permitido solucionar sus problemas de conducta y adicción al alcoholismo. 

Estas familias ahora viven en armonía porque las instrucciones que han recibido a través de este segundo discipulado les han ayudado a crecer en la fe en Cristo Jesús, y con su testimonio han logrado alcanzar a otros para el Reino de Dios.

«Me llamo Edmunda y tengo 80 años, toda mi vida viví en el error de la idolatría; pertenecí al grupo de rezadoras de la iglesia del pueblo, estaba completamente cegada. Odiaba a los evangélicos, y muchas veces fui piedra de tropiezo para muchas personas para que se acercaran al verdadero Evangelio.»

«Hoy, tengo otros pensamientos.  Sé que mi Señor Jesucristo me sanó del COVID, aunque perdí la movilidad de mis piernas, sé que mi Señor me sanó, perdonó mis pecados y ahora siento amor por mis hermanos que con mucho amor y paciencia, no se rendieron ante mi incredulidad.»

«A través de las enseñanzas que he recibo de la Biblia, Dios me ha hecho Su hija, sé qué ahora soy una nueva criatura para adorarle solamente a Él, quien se merece toda la gloria. He entendido que Jesucristo es el camino, la verdad y la vida y que sólo hay un mediador entre Dios y los hombres y ese es Jesucristo.»

«No se necesita otro mediador para llegar al padre. ¡Nunca es tarde! A pesar de mis años y discapacidad física, estos no han sido obstáculo para que cada mañana me levante para dar gloria a Dios. En oración, he estado intercediendo por mis familiares y vecinos para que vengan al conocimiento de la verdad. No bastarían las palabras que sabemos para poder agradecer a Dios todas sus bendiciones y por poner a Cruzada Mexicana a nuestro alcance.  Han sido maravillosos apoyándonos en la obra de Dios, ya que, en este lugar dónde no había presencia de Dios, hoy hemos formado nuevos grupos de estudio bíblico. Bendiciones para todos ustedes.

Hermana Edmunda

Cruzada Mexicana Ver todo

Imprimimos literatura Cristiana como folletos, estudios bíblicos y otros más.

¡No busque más! Para obtener mensajes impresos, cuenta con Cruzada Mexicana. Aproveche nuestra amplia gama de títulos enfocados a circunstancias especiales de nuestra gente.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: